El agua es el vehículo de la naturaleza. Leonardo Da Vinci Masaru Emoto, siglos después constató que el agua tiene memoria.